Le tigre rayé a bondi sur le cerf, l’a attaqué par derrière, rendant le cerf incapable de résister, priez pour le cerf noir

Le tigre rayé a bondi sur le cerf, l’a attaqué par derrière, rendant le cerf incapable de résister, priez pour le cerf noir

Los tigres, como cualquier otro gran depredador natural, necesitan comer diariamente grandes cantidades de carne para sostener sus enormes cuerpos, dotados de una poderosa musculatura. La mayoría de las subespecies de tigre consumen alrededor de 10 kg de carne a la vez, ¡pero hay otras que pueden comer hasta 30 kg al día!

Entre los animales que sirven de festín a los tigres, podemos mencionar antílopes, jabalíes, ciervos, búfalos y otros bovinos, e incluso osos. Cuanto más grande sea el animal, mejor; al fin y al cabo, la cantidad de comida obtenida de golpe será muy bienvenida, más aún si la presa alimenta no a uno, sino a varios tigres en un solo grupo. Sin embargo, esto no significa que no puedan alimentarse de animales más pequeños como monos, liebres, cerdos y peces. Depende mucho de la disponibilidad de alimentos.

Ahora bien, también cabe mencionar que, aunque los tigres no atacan a los elefantes adultos (principalmente asiáticos), por la evidente diferencia de tamaño, es habitual que cacen a sus crías, sobre todo a las que están más distraídas o enfermas, que terminar convirtiéndose en presa demasiado fácil para un cazador tan bueno como un tigre adulto.

Estos felinos son hábiles cazadores nocturnos, acercándose a sus presas en silencio, pero se ha informado que cazan a plena luz del día. Digamos que los tigres son grandes estrategas, al igual que la mayoría de los gatos, que invierten mucho en el elemento sorpresa en una emboscada para asegurarse una comida abundante y jugosa.

Como si todo eso no fuera suficiente, estos animales también son excelentes nadadores y les encanta el agua (a diferencia de la mayoría de los gatos). ¡En tierra, entonces, ni siquiera se dice! Fuera del agua, los tigres son muy ágiles y rápidos, pudiendo caminar sin gran dificultad por terrenos rocosos e incluso trepar a árboles que tienen troncos gruesos.

Pero, hay más: los tigres pueden saltar de 6 a 9 metros de distancia, y unos 5 metros de altura. La vista de este animal no es muy buena, pero, por otro lado, su oído y olfato son muy agudos, lo que garantiza una gran eficacia en la caza.

Armas poderosas para la caza

Además de los sentidos agudizados, los tigres tienen herramientas muy útiles para cazar. Buena muestra de ello son sus enormes colmillos, que pueden alcanzar los 10 cm de longitud. Otra herramienta eficaz son sus garras, que pueden llegar a medir 8 cm, que sirven como una especie de anzuelo cuando estos animales atacan a sus víctimas.

Este tipo de armas son esenciales, especialmente cuando el tigre caza animales mucho más grandes de lo normal. Cuando ataca, tiende a morder primero la garganta de su víctima, usando sus poderosas patas delanteras para atrapar a la presa. Un sistema de caza letal, por así decirlo. Luego, el tigre continúa mordiendo el cuello de la presa hasta que la presa muere por estrangulamiento.

Además, es bueno señalar que los tigres pueden correr bastante rápido a pesar de su peso. Por lo general, logran alcanzar velocidades de 50 km/h, pero hay registros que confirman que algunas especies alcanzan los 65 km/h, las mismas que puede correr una persona común y bien entrenada. Aún así, son velocidades que alcanzan en espacios cortos (de ahí la necesidad de realizar una emboscada con éxito). Incluso si la presa percibe el acercamiento del tigre, éste, por lo general, desiste de esa cacería específica.

Después de matar a su presa, los tigres arrastran el cuerpo para esconderlo en cualquier cubierta vegetal cercana. Y, por supuesto, esto requiere una gran fuerza física, y no en vano este animal come tanta carne a la vez (necesita mucha energía para darse un festín tan extenso). Y, por no hablar de que muchos tigres pueden pasar hasta dos semanas sin comer, por lo que siempre es necesario alimentarlos en grandes cantidades.

La importancia de los tigres en la cadena alimentaria

A menudo vemos mucho la expresión “un determinado animal está en la parte superior de la cadena alimenticia”. Y, uno de estos seres “privilegiados” es precisamente el tigre, que al igual que los tiburones, cocodrilos y otros grandes felinos, como los leones, ocupa un lugar destacado en el ecosistema, y ​​es fundamental para su funcionamiento.

Sin embargo, los grandes depredadores como los tigres, si bien juegan un papel importante en el equilibrio natural (después de todo, sin ellos, las poblaciones de herbívoros se dispersarían por el mundo de manera desordenada), también son vulnerables, en particular, debido a la acción de el hombre, que además de cazar estos animales indefinidamente, destruye sus hábitats naturales con una altísima velocidad.

Ejemplo del tigre en la cadena alimentaria
Ejemplo del tigre en la cadena alimentaria

Y, ¿qué pasaría si desaparecieran animales como los tigres? En primer lugar, tendríamos lo que llamamos una cascada trófica, que es una especie de “efecto mariposa”, que afecta en gran medida a la cadena alimentaria en su conjunto. Esto, en la práctica, significa que con más poblaciones de animales que sirvan de alimento a estos depredadores, toda la vegetación sucumbiría, así como también se producirían otros problemas naturales, y se dañaría todo el ecosistema.

Por cierto, uno de los animales más amenazados de extinción en la actualidad es precisamente el tigre siberiano, que además de sufrir la caza depredadora (que ya ha diezmado entre 30 y 50 ejemplares al año), todavía tiene que hacer frente a otras dificultades, como enfermedades raras condiciones que están afectando a muchos de estos animales después de que los humanos comenzaron a interferir radicalmente con sus lugares de residencia en la naturaleza. Para que se den una idea, en 2005, alrededor de 500 individuos habitaban 16 áreas que estaban siendo monitoreadas por cierto programa de preservación ambiental. Hoy, solo 56 animales están confirmados en estos mismos lugares (una caída muy significativa).

Comments

No comments yet. Why don’t you start the discussion?

Trả lời

Email của bạn sẽ không được hiển thị công khai. Các trường bắt buộc được đánh dấu *